fbpx
SEGUINOS EN LAS REDES
SEGUINOS EN LAS REDES

Condenaron a un hombre que prostituía a su mujer en diferentes localidades, incluida Rafaela

Lo condenaron a 6 años de cárcel por hechos cometidos en media docena de provincias, entre ellas Santa Fe, Entre Ríos y Tierra del Fuego. Lo hizo al menos con dos de sus ex mujeres, a las que engañó para someterlas.

 

Una tarjeta de embarque de Aerolíneas Argentinas a nombre de una mujer santafesina que en agosto de 2019 fue obligada a viajar desde Buenos Aires hasta la ciudad de Río Grande, en Tierra del Fuego, fue uno de los tantos elementos de prueba que el Tribunal Oral Federal (TOF) de Santa Fe utilizó para condenar a Nicolás Alejandro Carreón, un proxeneta de 28 años de Villa del Parque, que ahora cumple pena en la cárcel de Coronda.

La sentencia, dictada el pasado 20 de abril por el juez de cámara José María Escobar Cello, es el resultado de un juicio abreviado en el que la fiscal auxiliar Jimena Caula y el abogado particular Luis Carlos Rittiner, acordaron la imposición de 6 años de prisión para Carreón, como autor del delito de «explotación de la prostitución de una persona, agravado por mediar engaño, violencia, amenaza y abuso de situación de vulnerabilidad de la víctima, y por su calidad de conviviente».

El delincuente, detenido hacia fines de 2020 por la Justicia Provincial, fue imputado por el Ministerio Público de la Acusación (MPA) el 19 de diciembre de ese año, por hechos ocurridos entre 2016 y marzo de 2020, cuando obligó a su pareja de entonces M.A.C. a intercambiar sexo por dinero, en distintos puntos del país y en condiciones que sólo se comprenden, asociadas a un contexto de «vulnerabilidad extrema», que el magistrado supo valorar a la hora de emitir los fundamentos.

 

Cambio de competencia

Además, se le atribuyó haber repetido la maniobra delictiva con otra víctima, L.A.C. con la cual también formó pareja, entre marzo y agosto de 2020 y a la que engañó con similares artilugios que a la postre se convirtieron en graves hechos de violencia.

Las denuncias de ambas mujeres se encuentra ampliamente corroboradas, tanto en el ámbito local, a través de la Agencia de Investigación sobre Trata de Personas y Violencia de Género y el Juzgado de Familia Nº 2 de Santa Fe; como en jurisdicciones vecinas como la Dirección de Investigaciones de Trata de Personas de Entre Ríos; y otra tan distante como la División de Narcocriminalidad y Delitos Federales de Río Grande, en los confines de la Argentina.

► Te puede interesar: Ataque sicario: brutal asesinato de un hombre y su hijo de un año en el noroeste de Rosario

Además de los informes de las agencia estatales, la justicia cuenta como matriz probatoria, las capturas de pantalla de redes sociales y mensajes de texto, que ratifican el sometimiento al que se encontraban sujetas sus víctimas.

Y si bien la investigación se encontraba encaminada, la justicia provincia declaró la incompetencia y las actuaciones pasaron a la órbita de la justicia federal, quedando a cargo del Fiscal Federal Nº 1, Gustavo Onel.

 

Prisión preventiva

Con el cúmulo de evidencias en contra, el fiscal Onel solicitó el procesamiento con prisión preventiva de Carreón, el cual fue dictado el 6 de abril del año pasado; acto seguido el representante del ministerio público formuló el requerimiento de elevación a juicio y solicitó que se continúe investigando otros eslabones del negocio.

«Se encuentra acreditado que durante el año 2016 y hasta marzo de 2020 Nicolás Alejandro Carreón obligó a M.A.C. –con quien formó pareja y tuvieron un hijo en común- a intercambiar sexo por dinero con terceras personas, en diferentes puntos de la ciudad de Santa Fe y en otras ciudades del país, mediante el uso de violencia y amenazas, aprovechándose además de la situación de vulnerabilidad de la nombrada», destacó el Dr. Escobar Cello en los considerandos del fallo.

► Te puede interesar: El padre asesinado junto a su bebé de un año en Rosario tenía antecedentes por narcotráfico

Para el magistrado, Carreón le mintió a la mujer asegurándole que a su lado podría abandonar su vieja vida, pero al poco tiempo la volvió a introducir en la actividad, esta vez «todos los días y por jornadas de 12 horas», tras las cuales le solicitaba rendición de cuentas y le exigía una determinada suma de dinero como piso, dinero del que la mujer era despojada.

 

Rafaela

De las tareas investigativas surgió que Carreón explotaba a la mujer en la esquina de Castelli y Dr. Zavalla, cerca del complejo educativo Don Bosco. Allí la dejaba a las 6 de la tarde y la buscaba a la medianoche. También en una gomería de la ruta once, en las playas de camiones de Puerto General San Martín, a donde viajaba en remis o colectivo; y en una «parada» al lado del parque industrial de la ciudad de Paraná (en Entre Ríos) desde las 20 y hasta las 3 del día siguiente.

Además de esos tres puntos fijos, Carreón solía llevarla a las carreras, a los eventos realizados en los autódromos de La Plata (en Buenos Aires), Concepción del Uruguay y Concordia (en Entre Ríos), Río Hondo (en Santiago del Estero), San Luis y Rafaela.

Sin dudas el dato más llamativo remonta al 18 de agosto de 2019, cuando el condenado hizo tratativas para enviar a la primera de sus mujeres a más de 3400 km de distancia, para ser prostituida en los confines de la Argentina, en la provincia de Tierra del Fuego.

 

 

El Litoral.

Posts Relacionados