fbpx

Grave episodio: batalla campal, disparos de armas de fuego y agresión a la policía

Imagen ilustrativa

Un grave episodio se registró cerca de las 21 en barrio Zaspe en la ciudad de Rafaela en el día de ayer.

Anoche, vecinos del norte de la ciudad de Rafaela alertaron al 911 que en la intersección de las calles Joaquín V. González y Jorge Arias.

El Comando Radioeléctrico de la Unidad Regional V de Policía cuando estaba yendo al lugar se cruzó a dos mujeres quienes afirmaron que un masculino cercano a una familia, cuyo apellido comienza con la letra B., había disparado varias veces contra ellas con una escopeta sin ocasionarles heridas.

► Lee también: Video: Palos, piedras y disparos en un episodio grave durante el enfrentamiento de vecinos en San Cristobal

Cuando fueron al lugar se encontraron con una gresca de magnitud de la cual eran participes un grupo de muchas personas. Golpes de puño, corridas y objetos contundentes eran arrojados en una verdadera batalla campal.  Bajo este panorama, al llegar la policía, muchos de los malvivientes comenzaron atacar a los agentes actuantes tirándoles piedras desde todos lados, incluidos desde los patios de los vecinos.

Allí, según lo que pudo saber RADIO RAFAELA, pudieron identificar que gran parte de los objetos que lanzaban provenían de la casa de la familia B., ubicada en J. Arias al 1400, que es conocida en el ámbito policial por diferentes hechos delictivos, pero principalmente por haber efectuado disparos de arma de fuego contra un móvil de la policía.

► Lee también: Un joven, que habría estado armado, le sustrajo el celular a una mujer desde su domicilio en Ataliva/

Entonces, los agentes actuantes procedieron a disparar con cartuchos antitumulto hacia el cielo y contra el piso para disuadir a los delincuentes. A pesar del accionar policial, un joven de 26 años, Héctor M. L., que estaba en el domicilio de la familia ya nombrada, siguió haciéndole frente y tomó una piedra y un palo y los arrojó, produciendo la herida en el hombre de un oficial. Rápidamente, atrapan al agresor y lo reducen a pesar de los intentos de escaparse.

Una vez con el hombre detenido dentro de la patrulla, una gran cantidad de personas, entre ellos varias mujeres, quisieron impedir su traslado a la comisaría insultando y empujando a los agentes policiales.

Finalmente, a las 21:30 se retiraron del lugar con el joven detenido y se le notificó a la fiscal de turno, Lorena Korakis, lo sucedido.

Posts Relacionados