fbpx

La Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina de Santa Fe (ATSA) denunció «la desesperante situación que atraviesan los trabajadores de la Clínica Nacer

La Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina de Santa Fe (ATSA) denunció «la desesperante situación que atraviesan las y los compañeros de la Clínica Nacer de la ciudad de Rafaela ante el inminente cierre de este establecimiento asistencial, dispuesto intempestivamente por sus directivos». En un comunicado difundido ayer por la tarde con la firma de su secretaria General, Susana Stochero, el gremio advirtió que la medida «dejaría sin su fuente laboral a 24 trabajadoras y trabajadores y sin el único efector de salud que atiende a la comunidad de Rafaela y alrededores en las especialidades de Pediatría y Neonatología».

Los representantes de ATSA mantuvieron ayer «una audiencia vía Zoom citada por la cartera laboral en la que los directivos de la Clínica ratificaron el cierre definitivo de la misma, argumentando que la pandemia de Covid-19 acrecentó los problemas económicos y financieros que el establecimiento ya tenía». En este sentido, durante la reunión virtual, la conducción de la clínica aseguró que «la cantidad de pacientes que concurren es insuficiente como para sostenerla y mantener sus puertas abiertas».

En un comunicado difundido ayer por la tarde con la firma de su secretaria General, Susana Stochero, el gremio advirtió que la medida «dejaría sin su fuente laboral a 24 trabajadoras y trabajadores y sin el único efector de salud que atiende a la comunidad de Rafaela y alrededores en las especialidades de Pediatría y Neonatología».

«Desde la Comisión Directiva de ATSA Santa Fe instamos a buscar y encontrar alternativas de solución para evitar el cierre de este efector de salud. Para ellos, solicitamos la intervención inmediata del Ministerio de Salud de la provincia ya que el cierre de un efector de salud, frente a una pandemia y ante la realidad socio-económica actual, afecta a la sociedad en su totalidad», subraya el comunicado que también firma el secretario de Prensa, Luis Menelli.

Clínica Nacer inició sus actividades en septiembre de 2014 para ofrecer servicios profesionales de las especialidades de pediatría y neonatología a partir de un acuerdo entre la Asociación Médica del Departamento Castellanos y la Asociación de Clínicas y Sanatorios. Sin embargo, en los últimos meses comenzó a sufrir un fuerte déficit operativo que derivó en la decisión de cerrar a partir del lunes 31 de agosto próximo.

De todos modos, este mismo lunes se desarrollará una nueva audiencia entre ATSA y los directivos de Clínica Nacer bajo la mediación de funcionarios de la cartera laboral. «Esperamos un diálogo fructífero para que este efector continúe brindando prestaciones normales en la localidad de Rafaela y toda la zona centro norte de la provincia y para que se respeten los derechos e intereses de nuestros compañeros y 28 de agosto de 2020», afirmó el gremio respecto a las expectativas que tiene ante el nuevo encuentro.

FUENTE: LA OPINIÓN

Posts Relacionados